Lola por Dios



En Andalucía el vermut no ha sido históricamente una bebida muy vendida ni consumida como sí puede serlo en el centro/norte de la península. Si bien, esto está cambando en los últimos años con la aparición de locales al más puro estilo cañí, reformados en vermuterías, y al auge del aperitivo antes del almuerzo, una combinación que está ganado poco a poco adeptos (entre los que me incluyo) y hace ampliar aún más la oferta gastronómica. Uno de los más característicos y originales se trata de Lola por Dios, una tasca como las de antes con decoración y ambiente de feria que desprende personalidad por los cuatro costados al igual que lo hacía la faraona.

José Manuel, Jota para los amigos, es la persona al mando, alguien que ha montado otros negocios muy de este corte como pueden ser los más actuales Champanería de Feria o la vecina quesería Vuelve Carmina; Y esteban, su mano derecha, propietario de otra anterior vermutería como fue Yo soy tu padre; es justo por la zona de Feria/Alameda donde se encontraba el antiguo Lola por Dios, el cual ha pasado desde primeros de 2021 a su actual ubicación en la céntrica calle General Polavieja. El estar rodeado de otros bares en una zona ya de por sí saturada no ha sido impedimento para repetir el éxito de su anterior etapa.

Enclavado en un edificio vertical de cuatro plantas, sorprende por ser un espacio "pequeño" pero muy versátil, donde se puede tomar algo tanto en un balconcillo, así como junto a la barra, en mesas típicas de feria o hasta en los veladores. Mucho color impregna sus paredes y un cargado toque vintage asoma en cada detalle, desde las sillas, las mesas, la solería, etc... Gran variedad de vinos y vermuts por copa (bien generosas) reciben al cliente ayudado por una propuesta gastronómica que enlaza con las abacerías donde no falta un tremendo picoteo: ibéricos, quesos, gildas, salazones, pintxos y hasta laterío del bueno.

Sin embargo sus mayores logros los hayamos en sus Tortillas poco cuajadas (3€) donde triunfa sobre todo la Tortilla de jamón, trufa y queso brie, para amantes de la tortilla poco hecha. Otra sugerencia que me pareció interesante fueron sus Teleritas (4,50€) que son tostas de pan de masa madre muy crujientes con todo tipo de relleno (pringá, bacalao y salmorejo o por ejemplo la de cecina, queso y trufa). Podemos encontrar también tapas de Croquetas (3€) de jamón o de cabrales e incluso guisos como los Huevos a la flamenca (3€) o Mini albóndigas al amontillao (3€) sin olvidar claro está, algo tan andaluz como el pescaíto frito. Se completa la propuesta con lo que haya en las pizarras fuera de carta.

Relación calidad/precio de sobresaliente, atención esmerada y con mucho arte y todo en un ambiente dicharachero, diferente, esencia retro, musiquita siempre y donde poder desconectar del día a día. Más sitios así.


Dirección: Calle General Polavieja, 11 (41004) Sevilla

Teléfono: 629 581 198

Redes Sociales

19Feb
26Feb
Comentarios
* No se publicará la dirección de correo electrónico en el sitio web.