Carayaca



La gastronomía, en su afán de globalizarlo todo, nos inunda cada vez más con propuestas de cocinas de todo el mundo. En los últimos años en Sevilla se atisba un cambio generacional en lo que ha comida sudamericana se refiere, pasando progresivamente de una explotación y sobredimensión de lo peruano a más variantes, como lo venezolana. En este sentido caben destacar clásicos como El Arepazo, Sabor Fussion (ya reseñado en esta web), Mango con sal, locales recientes como Señora Pan o del que vamos a hablar ahora: Carayaca. Sea como fuere, han creado una comunidad a su alrededor linda y amplia donde el hermanamiento entre ellos se hace palpable.

La Alameda es el hogar de Carayaca, una zona gastronómicamente monstruosa y que acoge todo tipo de comidas exóticas para un público cada vez más especializado en estas lides. Al final de la plaza, llegando a Calatrava, nos topamos con este singular negocio, con doble entrada y doble salón y que cuenta con veladores (como no podía ser de otra forma aquí) con algo de sombra gracias a los árboles. La zona es animada y la atención/servicio correcto y sin pretensiones, no es un lugar exquisito, sí muy cumplidor, que no es poco, con cosas a mejorar y en donde si vas con hambre, te quedarás más que satisfecho.

Carayaca no es un sitio para tomar vinos pero sí para darle una oportunidad a sus ricos Zumos naturales (3€) de mango, mora o guayaba, entre otros. Pasando a los precios, si exceptuamos sus Parrilladas para 2 personas (20/25€), el resto de carta no llega a los 10€, y esto, sumado a la gran cantidad que ponen, hace que puedas irte lleno gastando poco. Tapas y raciones se entremezclan viendo sus entrantes donde no pueden faltar los Tequeños de queso o maíz (3,20€/7€) con alioli para acompañar, Plátano maduro (3€/7€), Arepitas fritas con nata (4€) o sus increíbles Patacones Reina y de Ternera (3,20€/8€) donde usan carne deshilachada y queso parmesano.

Para los carnívoros las opciones son enormes, dejándonos platos más de nuestras fronteras y centrándonos en la cocina venezolana y caribeña hay donde pedir: Asado negro (3,80€/8€), Lomo salteado (8€), Pabellón criollo (9€) o las antes mencionadas Parrillas mixtas. De platos únicos sobresalen dos tipos, las Cachapas y las Arepas, con muchas variedades de cada una. Las primeras, perfectas para compartir, son unas generosas tortillas que guardan parecido con las arepas pero más dulces, las tienen con queso fresco como base o las más condimentadas como la Cachapa Reina o la de asado negro (8€) y de las Arepas decir que son sin gluten, poseen ocho variedades de las que destaca la Pabellón, pero sobre todo la Arepa reina (6€) con pollo deshilachado, mayonesa, aguacate y abundante queso, un banquete para los sentidos.

Siempre soy de saltarme la cocina tradicional en sitios donde son especialistas en cocinas exóticas, de ahí que me haya centrado en lo propiamente venezolano. Por precio y cantidad con 3 tapas/platos comen dos personas perfectamente, todo abundante, rico y donde es difícil irse con hambre. Carayaca viene a sumar y se une así a una ya larga lista de establecimientos de comida sudamericana bien asentados en Sevilla. Razones tienen de sobra.


Dirección: Alameda de Hércules, 43 (41002) Sevilla 

Teléfono: 693 564 534

Redes Sociales

19Feb
26Feb
Comentarios
* No se publicará la dirección de correo electrónico en el sitio web.